Archivos



«  


» 






El público machista tendrá razones de peso para identificarlo como el enésimo capricho femenino, pero lo cierto es que una inofensiva barra de chocolate puede convertirse en el adversario más peligroso de una relación en suspenso por el bajo rendimiento sexual.

Lo anterior se desprende del estudio realizado por la casa de dulces Cadbury a cerca de 1.500 ciudadanos ingleses, según el cual el 52 por ciento de las mujeres prefiere usar las sabanas de su cama para limpiarse el chocolate que queda sobre su boca antes que para albergar un toqueteo cachondo.

hombres o chocolate

“¿Pero qué pueden entender las mujeres?”, dicen muchos hombres al respecto. Al parecer mucho, puesto que el mismo estudio reveló que más mujeres que hombres fueron capaces de determinar los motivos que ponen al macho por debajo del cacao.

Y es que según el presidente de Cadbury, Paul Hebblethwaite, el chocolate además de producir endorfinas al ser ingerido, “su consistencia cremosa y aromatizada golpea todos los sentidos del cuerpo, aumentando la sensualidad de la experiencia”.

Sin lugar a dudas un fenómeno mucho más placentero que el experimentado en fallidas sesiones de artificial placer efímero a las cuales se someten algunas mujeres víctimas de amantes apresurados.

Sin embargo, no deja de sorprender la frase que condecora la fidelidad del chocolate en contraste con las recurrentes traiciones masculinas, porque gracias a este venerado dulce -que resulta a las mujeres lo que las copas a los hombres- muchas princesas desencantadas se han transformado en verdaderas penas rodantes.

Por lo tanto, cabe preguntarse ¿nosotros preferimos las mujeres, o las cervezas(o algún tipo de bebida)?